Viviendo la posteridad


Ya estamos instalados en la posteridad. En cada pequeño acto de nuestra vida cotidiana, está la intención de dejar una pequeña huella, una marca. Por ejemplo, en el mensaje que dejamos en nuestra red social favorita, ese que todos leerán si nos morimos antes de desactivar la cuenta; en las fotos de la última fiesta o reunión, que colgamos presurosos y exhibicionistas. O en los blogs que llenamos con nuestras obsesiones preferidas.

Vivimos para una imaginaria posteridad, cuando menos podemos jugar a que esta existe, y tomar la delantera eternizándonos en mensajes, ideas y opiniones.

Por eso invitamos a quien lo desee, a dejar una huella en este espacio.


viernes, 30 de diciembre de 2011

Gonn



Blackout of Gretely es el hit más conocido de esta aguerrida banda de garaje de los 60 (puedes escucharlo si consigues los Pebbles y Nuggets, famosas colecciones de garaje)
Doin´me in es su otro hit, una siniestra salvajada plena de alaridos, urgencia capturada en forma primitiva, low-fi de la época de oro de las grabaciones (es decir, con un sonido distinto al de hoy en día, sin tantas poses,artilugios tecnológicos o mariconada digital).

Traducido por Diego Beatfolk  (artículo publicado en el fanzine Sótano Beat Nº 4 del año 2003)

Se han encontrado vinilos y cintas de garaje de los sesenta en muchos estados de EE.UU. e Iowa no hace mucho fue descubierta por los coleccionistas por haber sido un obviado tesoro de grabaciones de este tipo. Han sido hallados discos de más de un ciento de bandas locales, proveniendo las mejor conocidas de la parte norte del estado, adyacente a la prolífica escena de Minnesota.
Desde que el tema Blackout of Gretely, de Gonn, apareció en el compilatorio Chosen few, hubo gran curiosidad acerca de la banda que lo grabó; este tema y “Doin´me in” probablemente son los mejores discos de garage psych (que algunos prefieren llamar garage punk) nunca hechos en el estado de Iowa.
Gonn se estableció en Keokuk, lugar que estuvo estrechamente conectado con las bandas del sur de Illinois, como Suburban 9-5, Fredie Tieken & The Rockers, y sellos como It y Golden Voice. Fue una de esas rapaces bandas que se dejaron crecer el pelo muy largo, condujeron alrededor de la ciudad en una carroza y se consideraban a sí mismos rebeldes anarquistas.
Pocas bandas pueden haber excedido semejantes pendejadas de Gonn tales como haber elevado una enorme bandera nazi detrás del escenario en una nave de iglesia. Ellos editaron dos singles y grabaron un tercero que se quedó sin editar hasta ahora, más grabaciones “en vivo-en estudio” de algunas de sus canciones favoritas de los Kinks, Standells, Love, Byrds y la Chocolate Watch Band, todo constituyendo un buen reflejo de lo que se esperaría escuchar de muchas de las mejores bandas psych de mediados de los sesenta.
Afortunadamente se pudo contactar en los ochenta con Craig Moore, miembro principal de Gonn, quien por esos años aún estaba tocando en bandas y además dirigía una tienda de discos de colección en Peoria, Illinois.

El mismo nos cuenta la historia de Gonn:

Keokuk,Iowa:1963 - 1964
“Entré al negocio del rock `n` roll para convertirme en una combinación de agente/promotor al servicio de una banda local que tocaba música surf  y  Louie-Louie llamada The Gallows. Por el tiempo en que no tenía intención de tocar realmente en una banda compré mi primer disco de los Beatles y me convertí en un obseso de ese sonido. Cuando el líder de los Gallows trató de convencerme de que podría enseñarme a tocar bajo y así poder unirme a su banda, yo dudé. En 1964 los Beatles golpeaban con fuerza y las bandas brotaron a lo largo y ancho del área: The Wildcats, The Playboys, Brillo & The FireBirds, The Twilights, The Outcasts.
Tres amigos de la secundaria y yo mismo compramos ternos beatle y botas, el pelo corto peinado ridículamente hacia adelante y haciendo mímica con cinco canciones de los Beatles, con equipo prestado en la cafetería, en una actuación.



1965: The Gallows, que ya no era una banda de surf, lanzaron el primero de sus dos singles. De pronto hacer discos ha parecido algo menos misterioso y más interesante. Tuve la comezón de tocar realmente, pero no la desfachatez. En otra actuación decidimos ser los Rolling Stones, pero no pudimos ponernos de acuerdo en quién sería Mick. Luego nos convertimos en los Dave Clark Five, con ternos y todo. Ese verano fuí a California donde escuché a The Byrds, Mamas & The Papas, etc.,y cuando regresé tuve el deseo de estar en una banda, sin embargo sólo como cantante. Estaba aún intimidado por cualquier cosa con cuerdas.
Un compañero de colegio me presentó a su hermano, Gerry Gabel, que tocaba piano y órgano. Nos convertimos en un inseparable dúo, sumando a Nick Bloom, Saxofonista y Larry Lamaster en guitarra. No pensamos que un bajista fuera necesario; yo sólo canté y recorté las letras para la batería: The Pagans.
Teníamos un pequeño amplificador Bogan para un PA con dos columnas de altavoces, un amplificador Sears silvertone de guitarra y un pequeño órgano casero con power y speaker incorporado. Llevábamos todo en mi Oldsmobile de 1958.
En nuestra primera presentación en público el baterista no podía sentir la diferencia entre “For your love” y “House of he Rising sun”,tocando una cosa mientras el resto de nosotros estábamos haciendo otra. Dejé el escenario hasta que la banda paró, nos reagrupamos y terminamos el set con las caras rojas. Esa fue una “Batalla de bandas” que no ganamos.
Tocamos nuestro primer concierto pagado en un sótano de un amigo haciendo canciones como “Papa-oom-mow-mow”, “Boney Maronie”  y “Hot Pastrami”.
Finalmente, el hermano de Nick decidió que necesitábamos un bajo y puesto que mis manos estaban libres, fuí elegido. Tomé tres veloces lecciones del bajista de los Outcasts, quien me dibujó una escala y me enseñó la parte de bajo de “Steppin Out” y “Last night”. Fuí oficialmente un músico.

1966: Larry  nos dejó para hacer cosas más “normales”, Billy necesitaba parar e irse al colegio, donde las niñas eran más fáciles de ligar, y Gerry y yo habíamos decidido que necesitábamos guitarras ruidosas en lugar del bastante manso saxo. Así que corrimos a los anuncios en el periódico por músicos. Gary Stepp se unió en la guitarra y tres de nosotros fuimos a chequear un baterista que había contestado nuestro anuncio, Brent Colvin. Su banda estaba practicando. Brent era salvaje, ruidoso, odioso, y pelilargo: perfecto. En la guitarra de esa banda estaba Rex Garret, que sabía como tocar acordes de barra y el intro de "California Dreaming", así que cogimos a ambos. De pronto éramos cinco y colmados de sueños imposibles, confianza en sí mismos y frenesí. Rex sugirió “Gone” por nombre, y yo dije: “Con dos enes en homenaje a Madd, una heroica banda antigua, y sin usar el artículo  the también”.
Aprendimos canciones a un paso furioso. Nuestra mescolanza de equipos incluía un amplificador Gibson Atlas de bajo, Silvertone para el órgano Vox Continental, Fender Bandmaster para Rex, un pequeño amplificador Harmony de tres piezas para Gary con un cabezal Fender potente, dos 4x12 columnas de altavoces para PA con un mezclador de cuatro canales de batería potente.
Naturalmente que cuando ensayábamos en el sótano de Rex, tocábamos tan alto como era posible. Pronto avanzamos hacia “Hey Joe”, “Don’t need your lovin`” “Shapes of thing” y muchas de los Stones, Raiders, Standells, Byrds, Yardbirds, Spencer Davis, Turtles, etc. Brent comentó una vez: “No puedo creer que estoy en una banda que puede tocar realmente Hey Joe".
Tocamos alrededor del área, esforzándonos en ser polémicos y odiosos. Una vez un compañero llamado Bill Egan, nos pidió respaldarlo en un 45 que estaba a punto de grabar: “Vamos a lanzarlo a nivel nacional, muchas conexiones, gran negocio, podría conseguirles un contrato de grabación ir en tour, bla,bla,bla”. Fuimos lo suficientemente astutos para decir: “Yeah, te respaldaremos en dos canciones si tú nos pagas con grabar dos al mismo tiempo”. El estuvo de acuerdo, me dió una gastada copia de “C´mon everybody” de  Eddie Cochran y escogió “Kansas City” de nuestra lista de canciones para lado B. Pensamos que C`mon Everybody era bastante blanda, pero la aprendimos para que tuviéramos la oportunidad de grabar “Blackout of Gretely”, una canción que Rex y yo habíamos escrito, lo que hicimos a mitad de 1966, con "Pain in my heart" para el lado B.
Para ustedes, entusiastas de los detalles de grabación: “Blackout of Gretely”, “Pain in my heart”, “I need you” y “Doin´me in” fueron todos grabados en el cuarto trasero de Mefford´s Electronics & Engineering en Burlington, Iowa, usando dos micrófonos vagamente apuntados hacia los cantantes o los amplis, directos al deck, con un eco de cinta de la más primitiva especie, todo en vivo, sin overdubs o mezclas de ninguna especie.
Blackout…fue lanzado por nosotros en el sello Emir Records de Bob Meffords, prensado por RCA y vendió aproximadamente 1500 copias. Otras 500 fueron una por una regaladas durante los años, perdidas, arrinconadas o usadas para tiro al blanco. Regresamos al Emir cerca de dos meses después y arrancamos con lo que pensamos sería un álbum, grabando “Doin´me in”, “I need you” “In the midnight hour”, “Signed D.C.”, “You really got me”y otros. "Doin´me in" fue pensado como nuestro próximo single pero nunca vio la luz.

Estuve nervioso acerca de la reacción que podíamos lograr para un disco con tantos alaridos y estábamos aún más atemorizados por el billete si “Doin´me in” no se vendía.



Algún día, a finales del 66, le hemos dicho a alguien que si enviábamos una cinta a Florida, podríamos conseguir un mes de tocadas al sol allá en el sur y mucho dinero. Calculamos que esta cinta sería grabada con por lo menos tres micros, así que fuimos al estudio del sótano de Freddie Tieken, donde los Gallows habían hecho su single y donde Fred había grabado muchos 45´s para bandas del área, incluyendo la suya propia, la infame Freddie Tieken & The Rockers. Fred micró cada ampli y puso tres micros sólo en la batería y nos dió micros individuales para cantar dentro. Grabamos un montón de covers, en un intento de ser meramente una banda de hits populares para los agentes contratistas de Florida. Al final de la sesión grabamos una pieza basada en el comercial de la cerveza Hamm, y sobre la música presenté a cada miembro de la banda que dijeron tantas cosas listas como fuera posible. Acabamos esto con un estilo Yardbirds rave-up con un montón de alaridos y fuzztone. Lamentablemente el master de esta canción parece estar perdido. Enviamos éste a Florida y nunca escuchamos otra cosa acerca de esto. Afortunadamente conservé la cinta original  y muchas de aquellas canciones pueden ser escuchadas ahora.
Como en la mayoría de las bandas, las personalidades invariablemente se incomodan mutuamente y Gonn no fue la excepción. Tuvimos enormes disputas que bordeaban las peleas; y aparte de Brent, probablemente cada uno sintió que sería el líder de la banda. Gary finalmente abandonó, seguido prontamente por Brent. Gerry y yo contactamos con Larry Lamaster, nuestro antiguo guitarrista de los Pagans, quien estuvo dispuesto a tocar otra vez.Después de unas audiciones, Dave Johnson se convirtió en nuestro segundo y último baterista.
El tiempo en que todo esto sucedía era 1967 y Gonn fue relativamente famoso en su minúsculo rincón del mundo. Teníamos una lista de cerca de 300 canciones, incluyendo un 90% de los tres primeros elepés de los Doors, más canciones de Country Joe &The Fish, Clear Light, Kaleidoscope, Strawberry Alarm Clocks, Bubble Puppy, etc. Blackout of Gretely fue un gran hit de baile, pero estábamos aburridos con esto.  Desde que la banda había cambiado de sonido, así como de personal, quisimos hacer un nuevo disco. Teníamos una sólida pared de nuevos amplis Fender Dual Showman, amplis Bassman,Pro y Super Reverb con altavoces de extensión Bassman, etc.



Setiembre de 1967: Regresamos a Quincy y grabamos “Come with me (to the stars)”, una composición de Garret / Moore y  “You’re lookin´fine” de los Kinks.
Por este tiempo habíamos descubierto cosas como la marimba, speed, LSD, etc. Pronto estuvimos en caliente competencia con los Gallows, quienes lanzaron su segundo y mejor 45, “Remember Mary”, a poco de dos semanas del nuestro. Tocamos en un baile en Missouri, a doble banda, que pronto se volvió una batalla de bandas. The Gallows estaban demasiado en la onda Young Rascals mientras nosotros nos inclinábamos hacia los Yardbirds, Kinks, Stones, etc, aunque sabíamos siete u ocho canciones de los Rascals. En todo caso nos pareció que el baterista de los Gallows había puesto el nombre de los Rascals en su bombo; estuvimos preparados, había estampado el gran logo de los Yardbirds en el bombo principal de Dave.
Ambas bandas estuvieron grandes esa noche y no recuerdo quién “ganó” o “perdió”.
Nuestra próxima prueba decisiva con los Gallows fue en los Knights of Columbus, sala de Keokuk. Fue el show final de los Gallows antes del desbande y hubo un enorme gentío. Gonn estaba en su pico en este punto, y a pesar de una soberbia actuación de los Gallows prevaleció el consumado poder de Gonn y el peso de un más fuerte material que el de los covers de los Rascals y Buckinghams, y los “sacamos” fuera del escenario. Ellos lo reconocieron, diciendo: “Gracias por hacernos sonar como una mierda en nuestro último concierto”. La victoria de Gonn fue completa con eso.
Mientras duró la banda  tocamos en conciertos con grupos como “The American Breed”, “The Trolls” “Buckinghams”, etc, en el auditorio Burlington Memorial, shows promovidos por un amigo llamado Sam Ganakes y su padre. Una vez ellos habían separado tres noches consecutivas en nuestra área con los Yardbirds, del tiempo de “Happenings 10 years ago” y Gonn fue contratado para tocar todos los tres shows. Estuvimos tan excitados por esto que soñé cada noche con ello con tales detalles que estuve convencido que esto realmente había sucedido.
La gran desilusión vino cuando, después de perder un manojo de dinero en un concierto de los Turtles, el viejo Ganakes quitó de golpe y canceló todo el resto de los shows, incluyendo todas las tres fechas de los Yardbirds. 
Por los comienzos de 1968, no nos llevábamos muy bien con Rex, así con algo de aspereza él dejó la banda. Después de aproximadamente tres años de experiencia musical, Gerry y yo fuimos más allá de nuestras habilidades musicales primitivas de los tempranos días. Reclutamos a Dana Georges en primera guitarra y Alfred Boyer en la rítmica y doce cuerdas. El sonido de Gonn cambió dramáticamente. Y aunque sumamos material tal como “You keep me hangin´on” y “Take me for a Little while” de Vanilla Fudge, el original poder crudo de la banda como se exhibió en Blackout… se fue completamente…
El hecho inevitable es que nada permanece igual  y nadie permanece lo suficientemente inocente para crear la inadecuada, bruta música que Gonn y tantas otras bandas despacharon en la mitad de los sesentas.
Gonn acabó en esta coyuntura. Posteriormente hicimos sitio al héroe de la guitarra Slink Rand para agregarse en compañía de Jerry Heath en rítmica, aún llamando al grupo Gonn, aunque no había virtualmente parecido con el original grupo. Gerry y yo finalmente formamos una banda llamada Mothers Hooker´s Blues Band y Dave,Rod y yo nos convertimos en Trinity,haciendo Cream,Hendrix,Mayall y viejo blues.
Me gustaría escuchar de tí allì en los garajes del mundo,envíame algún correo a Craig Moore,920 W main, Peoria, IL61606. Buena suerte a todas las bandas de garaje de hoy en dìa y un billón de gracias por el interés.”

Craig Moore, Agosto,1984


No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.