Viviendo la posteridad


Ya estamos instalados en la posteridad. En cada pequeño acto de nuestra vida cotidiana, está la intención de dejar una pequeña huella, una marca. Por ejemplo, en el mensaje que dejamos en nuestra red social favorita, ese que todos leerán si nos morimos antes de desactivar la cuenta; en las fotos de la última fiesta o reunión, que colgamos presurosos y exhibicionistas. O en los blogs que llenamos con nuestras obsesiones preferidas.

Vivimos para una imaginaria posteridad, cuando menos podemos jugar a que esta existe, y tomar la delantera eternizándonos en mensajes, ideas y opiniones.

Por eso invitamos a quien lo desee, a dejar una huella en este espacio.


viernes, 10 de agosto de 2012

Prince and the Revolution | Purple Rain (1984)




Sello discográfico | Warner Bros.
Producción | Prince And The Revolution
Dirección artistica | Prince
Nacionalidad | EE UU.
Duración | 43: 50

< Ojalá la gente pudiese entender que siempre creí que era malo.>



A pesar de haberse acercado bastante con Sing Of The Times, de 1987, o con Slave. The Purple One, Squiggle o siendo el artista antes conocido como Prince, Rogers Nelson nunca ha mejorado lo que hizo en 1984 con Purple Rain. En un momento en el que el planeta pop esperaba la llegada del segundo disco de la marimacho Madonna, y el Thriller de Michael Jackson (aparecido dos años antes) seguía engullendo todo lo que pillaba a su paso, las primeras reseñas menospreciaron Purple Rain afirmando que era unabanda sonora sin temas destacados. <Es como un pequeño Corvette de color rojo>, se burlaron en Rolling Stone. Sin embargo, la banda sonora sobre la fábula semiautobiográfica de Prince – un jovencito alienado proveniente de una familia humilde y disfuncional que se refugia en su música- demostró ser la declaración pop màs completa de Prince. Vendió 14 millones de copias en todo el mundo, logró que cinco singles entrasen en el Top 10 (incluidos dos nº1) y le transformó de estrella sexual a icono extraordinario. 


La clave del éxito de Purple Rain fue la mezcla de géneros de su sonido. Se apartó del funk con sintetizadores  y se dio a conocer como hibrido del nuevo rock, pop y soul, incorporando estridentes guitarras sobre ritmos mecánicos de batería, como en <When Doves Cry> y <Computer Blue>. El tema que da título al álbum- por difícil que resulte creerlo- fue un intento de Prince de componer un country-rock al estilo Bob Seger.
Prince sabía que no llegaría  al gran público a menos que redujese la naturaleza escandalosa de sus letras.
A pesar de todo, no pudo evitar incluir <Darling Nikki> (retrato de una comehombres que se masturba mirando revistas). Prince encontró de nuevo un sitio en los libros de historia, convirtiéndose en responsable casi directo de la aparición de los adhesivos de lso discos con advertencias a los padres.


No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.